Culo veo, culo quiero

Sabemos que la fijación con los culos puede llegar a ser obsesiva. Pero esto ya es pasarse.

Culo veo, culo quiero

¡Qué corra el aire!



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.