¡Ahí, dale, más, duro…!

Hay veces que estás a solas en casa con tu pareja y la cosa se acaba calentando…

¡Cómo lo sabes gañ@n! Nos referimos a la hora de limpiar el nidito de amor.

Ahí dale


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.